lunes, 19 de enero de 2015

Diabetes en familia

Diabetes en familia


Una vez que te han diagnosticado Diabetes, es importante que recuerdes que no serás la única persona a quien esta noticia va a afectar, pues el médico te dará una serie de recomendaciones a cumplir para cambiar tu estilo de vida y eso incluirá también a tu familia.

Cambios en el estilo de vida cuando se tiene Diabetes

Estos serán, básicamente, cambiar tus horarios de comida, el tipo de alimentos (tratar de incluir grupos alimenticios en porciones determinadas), empezar con alguna actividad física  y ser cuidadoso para evitar lesiones o heridas, pues con Diabetes las lesiones tardan más en curarse.

Familia informada = Diabetes bajo control

Sencillamente por eso, tu familia debe estar al tanto y bien informada con respecto a qué hacer en un caso de emergencia, que sepan como ayudarte eso sí, sin que se cree una relación de codependencia, es decir, que sus vidas no giren en torno a tu Diabetes.

Tips para controlar la Diabetes en familia

Por ello aquí te recomendamos algunos puntos importantes para tratar con tu familia al ser diagnosticado con Diabetes:
  • Infórmate bien. Haz acopio de información para transmitirla a tu familia y explicarles de qué se trata. Esto ayudará a romper viejos mitos y aprenderán a tratarte con respeto y equidad.
  • Realiza cambios en tu dieta y en tu actividad física. Mejor aún, invítalos a que también cambien hacia una forma de vida más saludable.
  • No te aisles. Eso es fundamental, toma en cuenta también las actividades de los demás miembros de tu familia, recuerda que tu Diabetes, aunque es muy importante, no es el centro de sus vidas.
  • Acude con tus seres queridos a consulta. Invita a la gente cercana y quien tu consideres importante, a que te acompañen a algunas consultas con tu médico, así el especialista también podrá resolver las dudas que ellos tengan.
  • Enséñales a medirte la glucosaaplicarte insulina, reconocer cuando traigas niveles bajos o altos de glucosa y la administración de otros medicamentos que te hayan recetado.
  • Ten a la mano y visibles los datos de tu médico en caso de situaciones críticas.
  • No reprimas tus sentimientos, mantén siempre abiertos los canales de comunicación con tu gente, dialoguen sobres sus emociones y lo que les provocan.
Por último, recuerda que la mayor parte de la responsabilidad para tu salud es eminentemente tuya, pero aprende a reconocer tus límites y no temas recibir el apoyo de los demás.

vidabeticalbumproductos